Más control en la frontera antes de aprobar legalización de indocumentados

Acuerdo bipartidista impulsa reforma migratoria

La seguridad es lo primordial para los estadounidenses insistieron los senadores y en segundo lugar la legalización de indocumentados, los republicanos han dicho que de no fortalecer la seguridad fronteriza difícilmente llegarían a un acuerdo de reforma migratoria y esa es la dirección que tomó el debate migratorio.

Un acuerdo anunciado en el pleno del Senado busca duplicar los agentes de la Patrulla Fronteriza, construir 700 millas de cerca y gastar miles de millones de dólares en equipos tales como aviones no tripulados, radares y monitores antisísmicos.

La enmienda de los senadores republicanos John Hoeven (Dakota de Norte) y Bob Corker (Tenesí) será sometida el lunes y se espera sea aprobada.

La enmienda de Corker y Hoeven impone un sistema de verificación de empleo operativo en todo el país; implementaría un sistema de entrada y salida de EEUU en todos los puertos de entrada por tierra y mar, entre otros.

De acuerdo al plan cuyo costo se estima en $30,000 millones los inmigrantes sin documentación podrán legalizarse mientras se implementan las nuevas medidas de seguridad fronteriza pero sólo podrán obtener la residencia permanente cuando la implementación haya concluido, aunque esto no aplicaría para los dreamers y trabajadores agrícolas.

Aún se están negociando los beneficios en programas sociales y de salud para los nuevos legalizados.

Anticipan que el Senado someta a votación el proyecto de ley a fines de la semana próxima. Luego le correspondería actuar a el congreso cuya mayoría es republicana y se oponen a conceder la opción de naturalización a los inmigrantes indocumentados.

El presidente Barack Obama ha reiterado su expectativa de que el Congreso apruebe la reforma migratoria antes de su receso veraniego previsto el 2 de agosto.

Print this article Back to Top

Comments